Adaptándonos al cambio

Hola Buenas noches. ¿Cómo has estado?  Seguro muy bien y feliz disfrutando de tu vida.

Hoy quiero hablarte sobre  la adaptación el cambio, la necesidad de acostumbrase a él para mejorar, innovar  y de esta forma tener mayor beneficios.

Durante nuestra vida existen momentos cruciales que provocan cambios significativos  a los cuales nos debemos adaptar lo  más rápido posible, para así desempeñarnos de forma destacada en cada uno de los aspectos de nuestra vida.

Diversas situaciones que implican grandes cambios en nuestra vida  como el trabajar en otro país lejos de la familia o  el tener un bebé. Nos  provocan una gran variedad  de  sentimientos que debemos tratar de manejar de forma positiva para adaptarnos a las nuevas situaciones en un lapso corto de tiempo.

No tenemos que dejarnos influir de forma negativa por el cambio, debemos   afrontarlo con entusiasmo e interés. Todo cambio es positivo y para bien, aporta algo  nuevo a nuestra vida.

Adaptarse a algunas situaciones requiere de mayor tiempo que otras, dependiendo del tipo y magnitud.  Lo importante es mostrarse abierto a experimentar nuevas cosas  para de esta forma reducir el tiempo   de adaptación a  lo nuevo.

Ajustarse a nuevas situaciones puede llegar a ser algo fácil de llevar a cabo.  También puede implicar un gran desafío debido a lo difícil que puede ser aceptar que las cosas se han transformado y que requerimos  acostumbrarnos a ellas creando nuevos hábitos.

Esos momentos significativos que transforman nuestra vida requieren de un cambio de hábitos,  remplazando ciertas prácticas obsoletas por otras nuevas.

Para manejar las nuevas situaciones  de forma apropiada es trascendental  adoptar una mentalidad de apertura hacia el cambio.  Es vital acostumbrase a  aceptarlo como   un elemento que es parte fundamental nuestra vida diaria,  ya que esta llena de cambios constantes, por lo tanto nosotros nos encontramos en un proceso continúo de adaptación a nuevas situaciones.

Es importante adaptarse de forma adecuada al cambio   porque  de esta forma  seremos capaces de mejorar y seremos mejores personas. Si tenemos apertura al cambio podremos provocarlo,  obteniendo diversas ventajas de ello.  Por otra parte si no somos capaces de  acostumbrarnos  estaremos  en desventaja.

En conclusión el cambio es m parte de nuestra vida y por ello debemos convivir con él, provocando que suceda cuando sea necesario.

¿Estas acostumbrado al  cambio?

Cuídate

Que Dios te bendiga

Nos vemos en la próxima.

Acerca de Michael Cantero

Inspirado a promover una cultura incluyente
Esta entrada fue publicada en Reflexionando sobre.... y etiquetada , . Guarda el enlace permanente.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s